Extraña muerte de la recepcionista de la residencia del Papa Francisco, embarazada de siete meses

El misterio envuelve la muerte de la joven etíope de 34 años Miriam Wuolou, embarazada de siete meses, y que trabajaba de recepcionista en la Casa Santa Marta donde reside el Papa Francisco. La prensa italiana asegura que el Pontífice se encuentra “muy afectado” por la muerte de la joven “a la que conocía personalmente”…

ccomzmowiaa1alw

La policía encontró el cuerpo de Miriam Vuolou sin vida el viernes 26 de febrero en su domicilio de Vía Cesare Pascoletti a las afueras de Roma, alertada por el hermano de la joven preocupado porque Miriam no le contestaba al teléfono desde hacía días. La mujer llevaba muerta varios días y se encontraba en avanzado estado de descomposición.

Según el comunicado oficial, la autopsia ha revelado que Miriam, originaria de Eritrea (África) de 34 años y embarazada de siete meses, murió probablemente de un coma diabético. Su hermano confirmó a la policía que Miriam era diabética, seguía una dieta estricta y se medicaba con insulina. El cuerpo no presentaba signos evidentes de violencia.

Recepcionista en la Casa de Santa Marta

Miriam Vuolou trabajaba como recepcionista en la Casa Santa Marta, la residencia donde se aloja el Papa Francisco tras su renuncia a vivir en los apartamentos pontificios del Vaticano. En el edificio residen unas 40 personas entre miembros de la Curia y prelados y sacerdotes de paso por Roma.

La prensa italiana se pregunta si nos encontramos ante una muerte accidental, un crimen pasional o un golpe en la línea de flotación del Papado. Hace apenas dos semanas el Papa Francisco protagonizó un extraño incidente cuando el avión en el que viajaba a México fue atacado por un puntero láser durante la maniobra de aterrizaje en el aeropuerto de la capital. Se especuló que era un “aviso” de los narcos mexicanos para que el Pontífice abandonase su proyecto de poner fin al narcotráfico en Latinoamérica y la violencia que genera.

El Papa muy afectado

El diario “Il Messagero” ha destacado que Francisco está “muy afectado” por la muerte de la joven “a la que conocía personalmente”. La noticia ha llamado la atención de los medios de comunicación estadounidenses que le dedican espacios preferentes. Así el visitado diario digital “The Daily Beast” llega a preguntarse si “¿Alguien hizo matar a la recepcionista del Papa?”. Y relata que el mes pasado Francisco se refirió en la homilía de una de sus misas diarias a otra mujer de Santa Marta que falleció tras una larga enfermedad. El Papa describió a las personas que trabajan en Santa Marta como su familia. “Este grupo de hombres y mujeres son parte de nuestra familia, no son solo los empleados”, dijo.

Se analiza el ADN del feto para determinar quién es el padre

El magistrado a cargo de la investigación ha solicitado el análisis del ADN del bebé para determinar si el padre es el marido de Miriam, un italiano con quien se casó en 2014 y no convivía desde el año pasado, o una misteriosa tercera persona, según relata la prensa italiana. Se sospecha que el marido pudo prestarse a un matrimonio de conveniencia con Woulou para que la joven eritrea adquiriese la nacionalidad italiana.

También se investiga si ha habido negligencia por parte de los médicos que trataban el embarazo de Miriam, lo que llevaría a acusarles de homicidio. Asimismo, se está analizando el dispositivo de la insulina para ver si falló accidentalmente o pudo ser manipulado para inyectar una dosis letal del fármaco.

Misteriosas visitas nocturnas

Un vecino del apartamento asegura haber visto a un hombre misterioso que la llevaba flores y que una noche se cruzó con él en las escaleras. Al llamar a la puerta de Miriam “ella lo dejó entrar”, afirma el inquilino quien también recuerda haber escuchado a la joven, a la que describe como una mujer hermosa, discutir a menudo por teléfono con alguien. La recepcionista de la residencia vaticana ocupaba el apartamento desde hacía un año, coincidiendo con la separación de su marido.

La baja durante su embarazo, las misteriosas visitas nocturnas, la tardanza en dar aviso de su desaparición, y el hecho de que estando enferma estuviera sola sin nadie a su cuidado, han llevado a la Policía italiana a considerar el caso de Miriam Vuolou como si se tratara de un asesinato, mientras que la prensa italiana se pregunta ¿qué secretos escondía la joven y bella recepcionista de la Casa de Santa Marta?..

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s